Domingo 20 de Febrero de 2022 | Matutina para Menores | La bondad da resultados

Escuchar

La bondad da resultados

“El justo sabe que sus animales sienten, pero el malvado nada entiende de compasión” (Proverbios 12:10, DHH).

Permíteme que te cuente acerca de un certamen que ocurrió hace muchos años. Era una competencia para determinar qué caballos tenían más fuerza. Para ello, usaban una especie de trineo, llamado rastra. En la rastra se apilaban grandes bloques de cemento para hacerla más pesada. Cada hombre que participaba en el certamen procuraba que sus caballos llevaran la rastra lo más lejos posible en un tiempo definido. Hubo un hombre que se presentó con sus caballos. Les gritó, los azotó con riendas y les dio puntapiés para lograr que se colocaran frente a la rastra. Los caballos eran grandes y fuertes, pero resoplaban nerviosos mientras esperaban. Cuando se dio la señal de partida, el hombre comenzó a azotarlos y gritarles para que se movieran. Los animales llevaron la rastra con dificultad. Cada vez que se detenían, el hombre los azuzaba con gritos y los azotaba. Cuando terminó el tiempo, los caballos bufaban, resoplaban y respiraban trabajosamente; y al desatarlos, salieron corriendo asustados.

Luego, se adelantó otro hombre con sus caballos. Este les habló y ellos ocuparon sus lugares frente a la rastra. Mientras él revisaba los arreos, los caballos se quedaron quietos y tranquilos. Cuando dieron la señal de partida, tomó las riendas y las hizo sonar en el aire. Los caballos llevaron la rastra hasta la línea y la trajeron de vuelta ¡tres veces! Varias veces el hombre los detuvo para que descansaran unos segundos a fin de que no se fatigaran tanto. Todo el tiempo les hablaba en voz baja y les daba suaves palmaditas. Cuando el tiempo terminó, los desató y estos salieron tranquilamente.

¡Fue increíble! Esos caballos no solo llevaron la carga tres veces más lejos que los caballos que eran azotados, sino que además, lo hicieron con menos esfuerzo. Como sabían que su amo los amaba y podían confiar en él, no tenían miedo. Un animalito hará todo lo que pueda por un amo a quien ama. Pero no puede aprender ni trabajar bien si tiene miedo.

Sí, amiguito. La bondad da resultados. No te olvides de tratar con amor y suavidad a tus mascotas. Pon en práctica el versículo para hoy. ¡Sé bondadoso!

Gabriela

(Adaptación del relato “La bondad da resultados” de Jeanne Gray, El Amigo de los niños, año 1, tercer trimestre de 1975, N° 28).

Comparte este devocional
Deja tu comentario