Lunes 14 de Marzo de 2022 | Matutina para Adolescentes | Nace un genio

Escuchar

Nace un genio

“No siempre los ancianos son sabios” (Job 32:9, NTV).

¿Tienes problemas en la escuela a veces? ¿Te cuesta hacer tus tareas a tiempo? Pues no te preocupes. Una de las personas más inteligentes de la historia, nacida el 14 de marzo de 1879, también tuvo problemas en la escuela. No podía concentrarse en sus estudios y hacía demasiadas preguntas. Sus profesores pensaban que sería un fracasado en la vida. Su madre insistió en que tomara clases de violín, pero su verdadera afición era construir maquetas y aparatos mecánicos. Y ahí fue donde se inició su genialidad.

Aunque en el fondo era un hombre sencillo, Albert Einstein llegó a dominar los mayores desafíos en el campo de las matemáticas y la física. En 1921, su trabajo sobre las propiedades de la luz le valió el Premio Nobel de Física. Y fue uno de los primeros en sugerir la existencia de agujeros negros en el espacio. Su teoría decía que las fuerzas de la gravedad eran tan grandes en estos agujeros negros que ni siquiera la luz podía escapar de sus fuerzas gravitatorias. Pero la principal razón por la que, probablemente, Albert Einstein es famoso sea su fórmula de la energía (E=mc²). Su teoría de la relatividad sugiere que, si uno pudiera viajar lo suficientemente rápido, el tiempo se lentificaría.

Cuando Hitler subió al poder en Alemania, Einstein abandonó su país para establecerse en los Estados Unidos, donde comenzó a dar clases en el Instituto de Estudios Avanzados de Princeton, Nueva Jersey. Fue durante esta época cuando ayudó a desarrollar el concepto de la bomba atómica.

Esperaba que la energía atómica ayudara a equilibrar las fuerzas del poder militar en el mundo pero, más tarde, se dio cuenta de que “la bomba” solo nos había empujado hacia la posible aniquilación de la raza humana. Lamentó el papel que había desempeñado en el desarrollo de tal arma y se convirtió en un líder en la carrera por la paz.

Sin duda, Albert Einstein fue una de las mentes más creativas de la historia de la humanidad en lo que respecta al nivel físico de la existencia humana. Pero, este mundo consiste en algo más que el nivel físico. Cuando Jesús estuvo en nuestro mundo físico, anhelaba que la gente explorara el nivel espiritual de la vida, donde Dios podía comunicarse con ellos y bendecirlos más.

No importa la edad que tengas, o incluso si eres un genio en el nivel físico, siempre queda un nivel más elevado por dominar. Dios nos recuerda en el libro de Job que “no siempre los ancianos son sabios”.

Comparte este devocional
Deja tu comentario