Sábado 25 de Junio de 2022 | Matutina para Adultos | Dios está buscando

Dios está buscando

“Busqué entre ellos un hombre que levantara una muralla y que se pusiera en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyera; pero no lo hallé” (Ezequiel 22:30).

Nuestro texto para hoy nos presenta a Dios buscando a un hombre que esté dispuesto a colocarse “en la brecha”, y levantar una muralla de contención contra el pecado, pues Jerusalén se había convertido en una ciudad sanguinaria, idólatra e inmoral. ¿Es esta una imagen muy diferente de lo que está sucediendo hoy? Ciertamente, no. Es por esta razón que, al igual que en los días de Ezequiel, Dios sigue buscando a hombres y mujeres “que se mantengan de parte de la justicia, aunque se desplomen los cielos”. ¿Dónde están esos valientes?

Jim Hohnberger viajaba en avión con su familia cuando llegó el momento del entretenimiento. Era una película del Agente 007, con valores que Jim consideró moralmente cuestionables. Entonces le pidió a una aeromoza que dejaran de transmitirla.

–Caballero –respondió ella–. Yo nada puedo hacer al respecto.

–¿Podría entonces comunicar mi inquietud al capitán? –preguntó Jim.

Al poco rato la aeromoza regresó.

–El capitán dice que llame al presidente de la aerolínea.

¿Qué hizo Jim? Apenas tuvo la oportunidad, llamó al presidente de la línea aérea. Le explicó lo ocurrido en el vuelo y cordialmente le solicitó el favor de proyectar una película apta para su familia durante su vuelo de regreso, en tres semanas. Al cabo de las tres semanas, en el vuelo de regreso, se escuchó el siguiente anuncio por el parlante: “Damas y caballeros, en lugar de la película pautada para hoy, presentaremos una película apta para toda la familia”. Apenas se hizo el anuncio –nos cuenta Jim– se escucharon expresiones de protesta. Incluso uno de los pasajeros le preguntó a una aeromoza el porqué del cambio.

–No sé qué pasó –respondió ella–. La orden vino de arriba. Parece que alguien muy importante viaja hoy con nosotros, e hizo que se cambiara.

“¿Alguien muy importante?” Con una sonrisa en su rostro, Jim pensó que, después de todo, la aeromoza estaba en lo cierto. Él había hecho lo correcto, en defensa de su familia, y Dios había estado de su parte. ¿Qué otra cosa se podía decir? Para expresarlo en palabras de Jim, “una persona, con Dios de su lado, ¡puede determinar todo un mundo de diferencia!” (Men of Power, p. 21).

Hoy tú puedes ser ese hombre, esa mujer, que Dios está buscando para establecer la diferencia.

Padre amado, hoy yo quiero contarme entre los hombres y las mujeres que estás buscando; los que se mantendrán de parte de la justicia “aunque se desplomen los cielos”.

Comparte este devocional
Deja tu comentario

1 comentario
A %d blogueros les gusta esto: